Sirviendo a los testigos de Jehová y a la Sociedad Watchtower
 
   

Octubre 8, 2002

 
 

 

 

 

 

Opciones
Imprimir Comentario
Bajar Comentario


 
Primera Parte: De Babel a Britania.

Desde la desintegración de la Unión Sovietica en 1991, los testigos de Jehová han quedado desorientados, y confundidos en lo que respecta a la identidad del profético rey del norte. Hasta la disolución de la Unión Soviética, nosotros habíamos asumido que la URSS llenaba las características mencionadas en el libro de Daniel, versículos 11:36-39. Muchos aspectos parecían tener cumplimiento en la Unión Soviética en ese tiempo, con la excepción del versículo 36, donde predice que el rey del norte: "Tendrá éxito hasta el fin de la denunciación."

Pero, ¿Volverá Rusia a reemergir de su colapso, y volverá a continuar la llamada Guerra Fría? Es difícil creer que eso suceda. ¿Quizás China se convierta en la próxima superpotencia? Eso tampoco es muy posible, pues China nunca ha tenido tendencias históricas a dominar al mundo entero; además, expertos militares afirman que a China le tomaría al menos diez años para convertirse en una superpotencia mundial capaz de amenazar la supremacía de Los Estados Unidos, y enfrentarlo militarmente. A parte de eso, China no tiene conección geográfica con el Imperio Greco-Romano de la antigüedad, que es el lineaje del que proviene el llamado Rey del Norte. Por lo tanto, ¿Será posible que en este momento exista un vacío de poder, y que no exista una entidad política que llene los requisitos, y haga el papel del llamado Rey del Norte? Eso tampoco es muy razonable. En vista de nuestra hermética interpretación de las profecías concernientes a la Unión Soviética, debemos preguntarnos seriamente: ¿Es qué acaso fue en algún momento de su historia la Unión Soviética el bíblico "Rey del Norte"? Esta es una pregunta vital para nosotros, pues de acuerdo a la profecía de Daniel, el llamado Rey del Norte induce a algunos de los siervos unguidos de Jehová a la apostasía.

Sin embargo, si la Unión Soviética nunca fue el Rey del Norte,-Como los hechos históricos sugieren,- entonces esto significa que no hemos tenido éxito al identificar a esta entidad política que engaña a algunos siervos de Jehová, y los induce a cometer apostasía "Por medio de palabras melosas". Esto significa, por lo tanto, que somos mucho más vulnerables de lo que creíamos a las maquinaciones de este "Rey". Debido a que "A algunos con perspicacia este rey los haría tropezar". con sus palabras melosas, podemos sospechar que es debido a la influencia perversa de este rey que la Sociedad Watchtower no ha tenido éxito al discernir la verdadera identidad del Rey del Norte.

La Sociedad Watchtower ha sido víctima de la perversa influencia de este rey, al grado de haber sido utilizada por esta entidad para diseminar la propaganda pro-globalista de las Naciones Unidas, avalada por la autoridad moral de la Sociedad Watchtower, al convertirse; inclusive, en miembro de la ONU, por medio de su afiliación como Organismo No Gubernamental. Aunque es cierto que la Sociedad Watchtower "renunció" a su membresia, cabe destacarse que esto sucedió después de haber sido hecha pública dicha membresia. Desafortunadamente, las razones que orillaron a nuestra organización a dar tal paso nunca han sido examinadas espiritualmente, ni mucho menos denunciadas, y; por lo tanto, estas razones aún existen y pueden convertirse en una piedra de tropiezo para muchos. Debido a que no es posible clarificar estos asuntos de una manera efectiva por medio de correspondencia privada con la Sociedad Watchtower, es; por lo tanto, necesario recurrir a foros públicos como este sitio de internet, pues aparentemente La Escritura permite esto, ya que se nos dice que: "En cuanto a aquellos que tienen entendimiento entre el pueblo, ellos impartirán entendimiento a muchos."

El reto de los testigos de Jehová radica; no solo en no tropezar, sino también en hallar una respuesta al por qué se permitió que nuestra organización fuera usada de tal manera, al grado de convertirse en una sútil e imperceptible proponente de la globalización. Para lograr entender esto, necesitamos situarnos brevemente en el contexto histórico del desarrollo político de los últimos 3500 años, y relacionarlos con la historia, y con la profecía, para poder apreciar de mejor manera el lugar en que nos encontramos en la corriente del tiempo.

De acuerdo con la Biblia, han habido siete potencias mundiales; o como algunos dicen, siete imperios, que han dominado al mundo a través de su historia; con un simbólico Octavo Rey que reinará "Por una hora" durante el tiempo del fin. Cada uno de estos reyes ha dominado, y tenido en sujeción; no solo al mundo entero, sino también al pueblo de Dios; comenzando con Egipto, siguiendo con Asiria, y continuando con Babilonia; Persia; Grecia; y Roma, hasta llegar a la potencia actual constituida por el binomio Anglo-Americano. Cada potencia mundial se ha sucedido una después de la otra para perpetuar el sistema político actual en que vivimos.

La Torre De Babel y Un
Gobierno Mundial

Poco tiempo después del Diluvio Universal, antes que Egipto se convirtiera en la primera potencia mundial de la profecía bíblica, se hizo evidente; por medio de las actividades imperiales de Nemrod, -"Un gran cazador en oposición a Jehová"-, que había un fuerte impulso por parte de "alguien" para tener a todo el mundo en sujeción, bajo una forma de gobierno tiránico. Por lo tanto, poco tiempo después del diluvio, Dios tomó acción en contra de este proyecto, y frustró lo que apropiadamente podría llamarse un gobierno mundial global. Es verdad que en aquellos días el mundo era mucho más pequeño que ahora, y que no era tan complejo como el mundo en el que vivimos hoy; sin embargo, la historia muestra que ellos tenían un gobierno central, y un sistema religioso capaz de dominar al mundo desde sus inicios. Si Jehová no hubiera intervenido, seguramente la historia del mundo hubiera sido inconcebiblemente peor.

Nuestro Creador sabe, sin duda alguna, que Su Creación inteligente es capaz de lograr muchas cosas; tanto para bien, como para mal, y también sabe que nuestro potencial humano se multiplica en gran manera al juntar nuestros esfuerzos, y colaborar unidos en un proyecto común. Jehová Dios se dio cuenta de esto cuando bajo a inspeccionar la ciudad de Babel, con su infame torre. El relato de Génesis 11:6 nos dice: "A continuación Jehová dijo: Mira son un solo pueblo y hay un solo lenguaje para todos ellos y esto es lo que comienzan a hacer. Pues ahora no hay nada que tengan pensado que no puedan lograr".

Es por eso que, de una forma sabia, Jehová confundió el lenguaje de ellos, y de esa manera fue imposible cooperar, y completar ese proyecto. Y no solo eso: Al confundir la lengua de esa gente, Jehová frustró el proyecto de tener a los hombres bajo el yugo de un solo gobierno mundial desde los inicios de la humanidad. De manera impresionante, Dios hizo que su voluntad se cumpliera, al obligar a la gente de ese tiempo a esparcirse sobre toda la tierra, formando clanes; tribus; y sociedades patriarcales. Eventualmente se formaron naciones con límites fronterizos bien delineados, y con barreras lingüisticas que tomaron siglos en superarse. Las varias naciones que surgieron; a pesar del mal resultado que han traído, han provisto; de alguna forma, un freno para la formación de un modelo religioso-político con características globales, absolutistas y totalitarias, que seguramente sería el resultado si Nemrod hubiera tenido éxito al construir su torre de Babel, y dominar al mundo.

De cualquier forma, la intervención de Dios en Babel solo sirvió para retardar lo inevitable. La tendencia demoníaca y animal del hombre por dominar a su semejante siempre ha estado presente; siempre buscando formas más efectivas para tener en sujeción, y para oprimir a la gente. Como evidencia de la determinación del hombre por dominar al hombre y de vencer todos los obstáculos que se le presenten para ello, se nos relata que el imperio Babilonio pudo tener bajo su control numerosos distritos juridiccionales, como se nos relata en el capítulo 4 de Daniel. El imperio Persa, que fue el que siguió al imperio Babilonio, tuvo bajo su dominio a 120 satrapias -Una satrapia es un término Persa que significa una provincia colonial; por lo tanto, un sátrapa es un gobernador, o administrador, nombrado por el rey-. Es obvio pensar que dicho imperio representaba un gran reto a los encargados de él en lo que respecta a comunicaciones, transporte, y funciones administrativas en un tiempo tan primitivo.

El imperio Romano ha sido el más éxitoso de todos, si tomamos en cuenta que se transformó, de un imperio político, a un imperio religioso; y como tal, el Pontifus Maximus de la Iglesia Católica, fue la autoridad suprema en la mayor parte de Europa por muchos siglos. Por medio del fortalecimiento de la ignorancia, y por medio del sistema feudal, Europa estuvo sujeta a los dictamenes políticos del imperio religioso de Roma, hasta que la Era del Renacimiento trajo a Europa la introducción del Estado-Nación independiente. De manera gradual, el poder político se tranfirió de Roma a Londres por medio de las guerras Napoleónicas que siguieron; debido a eso, Gran Bretaña se convirtió en el líder indiscutido del mundo. Después de la Primera Guerra Mundial, y especialmente después de la Segunda Guerra Mundial, la potencia binaria Anglo-Americana se convirtió en una realidad.

Actualmente, las barreras del idioma han sido practicamente superadas. Al juzgar por el avance científico de los últimos siglos, parece ser que; ratificando la observación que Dios hizo hace mucho tiempo atrás, hoy no parece haber objetivo alguno que los hombres no puedan lograr. De manera paradójica, parece ser que cuando el hombre ha alcanzado lo inalcanzable, existe ahora; por primera vez desde los tiempos de Babel, el potencial para un gobierno mundial de características supra-nacionales; un supergobierno global que supere todas las barreras nacionales; étnicas, y lingüisticas. Es verdad que en este momento la división del mundo en naciones independientes es una gran barrera para el establecimiento de un gobierno de alcance mundial. Debido al sentimiento nacionalista intrínsico de cada país, el persuadir a dichos pueblos a renunciar a su independencia no será cosa fácil; sin embargo, el movimiento político más insidioso y persuasivo en la historia de la humanidad ha estado en operación por los últimos cien años, con la intención de crear un gobierno mundial, global, y absoluto.

Una de las enseñanzas más valiosas y brillantes que la Sociedad Watchtower nos ha dispensado tiene que ver con el Octavo Rey del libro de Revelación, así como con la cosa repugnante de la que habló el profeta Daniel; a saber, la Organización de Las Naciones Unidas de nuestros días. Este conocimiento nos permite; no solo vislumbrar acontecimientos futuros, sino también discernir del pasado, y del presente, acontecimientos que llevaron, y llevarán a la formación, y a la toma del poder por parte del Octavo Rey. En otras palabras, nosotros ya sabemos cómo se van a dar las cosas. Aparentemente, los peores temores de los patriotas de sus respectivos paises se convertirán en realidad. Habrá, al final, un gobierno que superará todas las soberanías nacionales, y tiranizará a la humanidad como nunca en su historia, al grado de erradicar toda religión organizada a través de la tierra. Así que el examinar cómo suceden tales acontecimientos políticos, nos ayudará a iluminarnos respecto al cumplimiento de esta profecía.

"El Sol Nunca Se Pone Sobre
El Imperio Británico"

Los historiadores dicen que el imperio Británico alcanzó todo su esplendor en los últimos años del reinado de la reina Victoria, cuando el imperio dominaba una cuarta parte de la tierra. Pero a diferencia de la creencia popular, la monarquía Británica es aún la institución más poderosa de la tierra. La reina Elizabeth es aún la soberana de 16 naciones, y el bloque Británico es el bloque de naciones más grande que existe, y comprende alrededor de 54 naciones; lo cual incluye aproximadamente a la cuarta parte de la tierra.

Desde que las primeras 13 colonias Americanas declararon su independencia de la Gran Bretaña, el imperio Británico ha tratado incesantemente de subvertir las naciones independientes, y recolonizar al mundo. Las naciones independientes han hecho grandes esfuerzos por mantener a estas fuerzas imperialistas lejos de ellas. La Biblia parece hacer mención a la lucha actual entre dos fuerzas antagónicas en el segundo capítulo del libro de Daniel. La amalgama de barro y hierro que conforman los pies de la imagen metálica del libro de Daniel, simboliza dos formas incompatibles de gobierno; estas son mezcladas de una manera antinatural, y; por lo tanto, no pueden adherirse y permanecer juntas. El hierro simboliza la forma imperial de gobierno que la Gran Bretaña heredó de Roma, el barro simboliza la forma de gobierno Demócrata-Republicana de la cual, los Estados Unidos, es su más grande impulsor. Juntos; el hierro y el barro, representan al dúo de la potencia Anglo-Americana.

Fue durante los últimos años del imperio formal Británico cuando los imperialistas empezaron a buscar nuevas formas para reinventar, y expander la forma de gobierno de ellos, y para destruir la forma del estado independiente. En los primeros años del Siglo XX, se formaron instituciones en Londres, y Nueva York, con el propósito expreso de volver a tener al mundo bajo el yugo imperialista. El Instituto Real para Asuntos Internacionales de Londres, al que se le conoce comunmente como el Chatam House, es una de las instituciones fundadas después de la Primera Guerra Mundial con el propósito de promover un gobierno mundial. El Consejo Para Las Relaciones Internacionales es la contraparte por parte de los Estados Unidos. La Liga de Naciones, de manera interesante, fue el producto de dicho esfuerzo; esfuerzo al que el Congreso de Los Estados Unidos se opuso, prohibiendo a la nación de Los Estados Unidos unirse a ella. Eventualmente, Los Estados Unidos llegaron a ser parte de las Naciones Unidas, al firmar un acuerdo después de la Segunda Guerra Mundial.

A instituciones monetarias como El Fondo Monetario Internacional se les dieron privilegios, y autoridad, en el establecimiento de la Organización de Las Naciones Unidas, y han servido para socavar los Estados-Naciones independientes, al imponer sobre ellos condiciones NeoColoniales.

De una de estas instituciones asociadas con el Instituto Real Para Asuntos Internacionales surgió la idea de una "Conspiración Abierta". "Conspiración Abierta"; ese fue el título de un libro escrito por el historiador Británico, H.G.Wells, en 1932. La conspiración abierta citaba al nacionalismo como el mayor mal que afligía a la humanidad, y se propuso como meta, condicionar a las naciones para que, de manera voluntaria, renunciaran a su soberanía, en favor de un supergobierno mundial. Por lo tanto, el término "Conspiración Abierta" significa que los conspiradores anuncian sus intenciones con el objeto de persuadir, y convencer a la población, a que acepten su punto de vista a través de su propia propaganda. Para lograr este propósito, fuerzas empeñadas en subyugar a la humanidad, han usado la religión; la política; la educación; los medios informativos; y también, sí, también a los Organismos No Gubernamentales de la ONU para hacer propaganda a favor de la globalización y de un gobierno mundial.

Una porción pequeña de este libro dice: "La organización fundamental de los estados actuales es francamente militar, y es precisamente esta clase de organización la que no necesitamos en este mundo. Banderas; uniformes; himnos nacionales; patriotismo cuidadosamente cultivado en las iglesias y en las escuelas; y la presunción por la competencia de nuestras respectivas soberanías, pertenecen a una fase del desarrollo que la Conspiración Abierta superará; tenemos que superar este desorden".

Aquellas personas familiarizadas con las enseñanzas de la Sociedad Watchtower, se darán cuenta de la gran similitud entre estas palabras, y las creencias oficiales de nuestra organización, respecto al nacionalismo. Las similitudes son tantas, que hasta parece ser que la Sociedad Watchtower ha hecho eco al llamado de la Open Conspiracy, para denunciar al nacionalismo como la escoria de la humanidad.

De manera interesante, la Sociedad Watchtower cita, y hace referencia a escritores como H.G.Wells, Bertrand Russell, y Arnold Toynbee. Todos estos hombres fueron imperialistas dedicados, y odiadores de la tradición intelectual NorteAmericana. Hasta la frase "nuevo orden" es usada para describir; tanto a la Promesa de Dios de un Nuevo Mundo, como al nuevo sistema político deseado por los agentes de la Conspiración Abierta. Es verdad que la competencia entre naciones soberanas ha creado mucho conflicto; sin embargo, detrás de esos conflictos acechan las fuerzas de un imperio que; sin descanso, explota las debilidades humanas para desacreditar el sistema Nación-Estado. El gran objetivo de la Conspiración Abierta es traer de vuelta al yugo a la humanidad, sin importar los medios a los que tenga que recurrir.

Por lo tanto, son los promotores de la Conspiración Abierta los que citan los mismos males a los que los testigos de Jehová hacen referencia como la razón por la cual necesitamos un " Nuevo Orden". No es solo el nacionalismo, sino también el medio ambiente lo que los promotores de la Conspiración Abierta citan como pretexto para lograr un nuevo orden, y deshacerse del sistema Nación-Estado. La Sociedad Watchtower menciona al reino de Dios como la solución para los problemas de la delicuencia, pero la Open Conspiracy cita los problemas del narcotráfico, y a los criminales de guerra, como pretexto para ignorar las soberanías nacionales. Así que debemos darnos cuenta de la forma tan sútil en que el mensaje de la Sociedad Watchtower ha sido tergiversado, y se ha prestado para adelantar los intereses de estos farsantes. No debemos sorprendernos, pues el profeta Daniel pronosticó que el Rey del Norte sería capaz de engañar, y seducir al pueblo de Jehová a cometer apostasía "Por medio de palabras melosas"

En este momento debemos recordar al lector que todos los imperios han utilizado a la religión para subyugar a sus súbditos, y mantener el poder. Está muy bien documentado en Las Escrituras Hebreas el hecho que las religiones de Egipto, Asiria, y Babilonia, estuvieron muy ligadas con los elementos que dominaron esos imperios. El imperio Griego, y el imperio Romano, también fueron muy eficientes al usar a la religión para adelantar sus respectivos intereses.

En el tiempo de Cristo, el imperio Romano era el Rey del Norte; quien quebranto al "Caudillo Del Pacto" mencionado en Daniel 11:22. Esto tiene que ver con el hecho que Poncio Pilato; quien era el gobernador en ese tiempo, fue el responsable de enviar a la muerte a Jesús, y después, el imperio Romano persiguió despiadadamente a los seguidores de Cristo; seguidores por medio de los cuales Jesús seguía viviendo.

Después se desarrolló la apostasía y el Cristianismo se corrompió desde adentro. Posteriormente, el Emperador Romano, adoptó al Cristianismo apóstata como la religión oficial del decadente imperio. En efecto, el Rey del Norte se infiltró, y subvirtió por completo lo que una vez fue la organización limpia y pura de Jesús. Daniel 11:21-23 parece hablar de este acontecimiento, pues lee: "Y por haberse aliado con él, él efectuará engaño y realmente subirá y se hará poderoso mediante una nación pequeña". Es posible que esta "Nación Pequeña", y que, "Aquellos que están aliándose con él", sean la pequeña nación del Israel espiritual, pues los obispos apóstatas que ganaron el control de las congregaciones verdaderamente se aliaron al ex-perseguidor Romano. La historia muestra que el Rey del Norte se convirtió en poderoso rey, al ejercer control eclesiástico sobre toda Europa, a pesar que el imperio Romano de los Cesares se vino abajo.

Fue esencial para el desarrollo del imperio Británico el rompimiento con Roma, y el establecimiento de la Iglesia Anglicana como la Religión Oficial del Estado. Como todo imperio antes que ella, Londres también explotaría a la religión como medio para lograr sus propósitos de dominio mundial. Un ejemplo apropiado de esto puede notarse al ver cómo la Iglesia Anglicana ha tratado de buscar un común denominador con el paganismo. Recientemente, al Arzobispo de Canterbury, se le introdujo al Druidismo; una religión pagana falsa de las Islas Británicas.

De interés particular para nosotros es la fabricación del mito, a mediados del Siglo XIX, que dice que los Británicos son los descendientes de las tribus perdidas de Israel. El mito Británico-Israelí es la base de lo que hoy llamamos Sionismo, y es lo que sostiene a los movimientos Evangélicos, y Pentecosteses de hoy día. Existen, de hecho, numerosos cultos y grupos Armagédonistas que han salido de varias sectas Sionistas, pero la madre que dio a luz a todos ellos es la Iglesia Anglicana. Al inventar escenarios del fin del mundo, los Reales de Londres han seguido el patrón de sus antecesores, al usar sectas religiosas y cultos para manipular el control del medio donde se desenvuelven.

Como hemos establecido, el Rey del Norte Romano ha dominado; tanto a Judíos, como a Cristianos, desde el Primer Siglo, y fue él, el responsable de la muerte de Cristo; por lo tanto, no se necesita mucha imaginación, ni fe, para concluir que el rey imperial del norte también ha tratado de subvertir y controlar al pueblo de Jehová de la era moderna. Debido a que Londres ha heredado de Roma el disfraz, y es la encarnación del anterior Rey del Norte, y; debido a que la política oficial del imperio Británico es el establecimiento de un gobierno mundial usando a la Organización de Las Naciones Unidas como instrumento, podemos anticipar que en algún momento del futuro la ONU se manifestará abiertamente como el Rey del Norte. -Esto se discutirá con más detalle en la segunda parte de este comentario-

En vista de los esfuerzos históricos de Roma y Londres para pervertir, y controlar al Cristianismo, nos parece inconcebible que estas fuerzas ocultas no intentaran infiltrarse y controlar a la Sociedad Watchtower para lograr sus propósitos. El recientemente revelado amorío entre la Sociedad Watchtower y la ONU es evidencia clara que agentes satánicos han tenido éxito en corromper a nuestra organización. No es de maravillarse que en Revelación 2:13 Jesús, dirigiéndose a sus hermanos unguidos, diga: "Sé donde moras, moras donde está el trono de Satánas".

La edición del 22 de Mayo de la revista Despertad, -La cual fue redactada DESPUÉS que la Sociedad Watchtower "renunció" a su menbresia a la ONU, confirma la continua influencia de los agentes de Satánas, pues la Sociedad Watchtower aún sigue diseminando, de manera muy sútil e imperceptible, la propaganda pro-ONU de la Open Conspiracy. La portada de tal edición dice "Globalización: Ventajas y Desventajas" Este artículo intenta presentar los pros y contras de la globalización. El artículo parece reflejar las preocupaciones de aquellos que se oponen a la globalización, pero en ninguna parte se menciona el temor más grande de los globalifóbicos; a saber: Un SuperGobierno Mundial. Es increíble pensar que esto haya sido solo un "Pequeño error de redacción", y no una campaña premeditada de desinformación.

El político populísta, y ex candidato a la presidencia de Los Estados Unidos, Pat Buchanan, ha sido uno de los más prominentes opositores a la globalización. Según la opinión del señor Buchanan, el objetivo verdadero de la ONU es la destrucción del sistema Nacion-Estado, y la imposición de un gobierno mundial; tal y como H.G.Wells propuso hace 70 años. El señor Buchanan ve a la ONU como el proverbial caballo de Troya, y con frecuencia hace referencia a declaraciones de oficiales de la ONU, acerca de las intenciones de éstos de lograr la instalación de un gobierno mundial, y terminar con la soberanía de las naciones independientes.

Aunque la revista Despertad cita con frecuencia al Secretario General de la ONU, nunca ha citado a oficiales que; de manera abierta, hablan de sus intenciones de poner fin a la institución Nación-Estado. Aunque en el pasado la Sociedad Watchtower, de manera abierta y valiente, desemascaraba a la ONU como "La cosa repugnante", y como una vulgar y diabólica suplantación del reino de Dios; en los últimos años se ha hecho muy difícil discernir a qué "nuevo orden" sirve; si al "Nuevo Orden de Jehová", o al "nuevo orden" propuesto por la Open Conspiracy; agente del Rey del Norte. El único antídoto contra tanta maldad, sólo puede ser hallado en el conocimiento personal de la Palabra de Dios, pues Daniel 11:32 nos dice: "Pero en lo que respecta al pueblo que conoce a su Dios, ellos tendrán éxito y actuarán con eficacia".

Como Jesús pronosticó en lo que respecta a sus siervos unguidos, algunos actuarían fielmente, mientras otros, en posiciones de responsabilidad, resultarían ser falsos y perversos. Tal parece ser el escenario que se vive en este momento en Betel; lo cual, por supuesto, significa Casa de Dios. De manera irónica, existe un dicho entre los hermanos que han servido allí, y ese dicho reza: "La mitad de los hermanos que están allí son una prueba para la otra mitad de los que sirven allí." ¡¡Cuán verdadero ha resultado ser este dicho!! En verdad, grandes pruebas de fe, y lealtad se ciernen en el horizonte de los testigos de Jehová.

La segunda parte de este comentario tratará lo concerniente al Octavo y Último Rey, y de lo que podemos esperar durante el tiempo del fin.